Antes de iniciar cada año como así también durante el mismo, se realizan reuniones grupales e individuales en las que se orienta a las familias sobre las etapas madurativas y la crianza con el objetivo de favorecer un buen desarrollo y crecimiento de sus hijos.